jueves, 18 de junio de 2015

Emma Stone rechazó Cazafantasmas y se desvela su argumento


Cuando se dio a conocer el reboot femenino de Cazafantamas, el nombre de Emma Stone fue de los primeros en liderar los rumores. Lo cierto es que la oferta llegó pero la actriz la rechazó (se trataba del papel que ha ido a parar a Kate McKinnon). El motivo es que no quería atarse a una serie de películas.

“El guion era muy gracioso”, confesó Stone a Wall Street Journal, “Pero sentí que no era el momento adecuado para mí. Una franquicia es un compromiso muy grande... es todo. Creo que a lo mejor necesito un momento antes de volver a lanzarme en esas aguas”. Cuando menciona “volver” se refiere a la saga de The Amazing Spider-Man para Sony en donde apareció en las dos entregas como Gwen Stacy, dando por concluida su participación tras la muerte de su personaje, aunque ahora la saga ha pasado al olvido tras el anuncio de un nuevo reboot del héroe arácnido.

Por otro lado, si bien la versión de Cazafantasmas de Paul Feig había manteniendo en secreto su argumento, ya se ha desvelado el detonante de la historia y un apresurado resumen principal de la comedia protagonizada por Melissa McCarthy y Kristen Wiig:

“Wiig y McCarthy interpretan a unas autoras desconocidas que escriben un libro donde aseguran que los fantasmas existen. Unos años más tarde, Wiig consigue un puesto de prestigio como profesora en la Universidad de Columbia, lo cual está muy bien hasta que su libro resurge y el resto de los catedráticos se ríen de ella”, resume Boston Herald en un tono muy coloquial.

La explicación continúa para introducir a las otras dos actrices, Kate McKinnon y Leslie Jones: “Wiig se reúne con McCarthy y las otras dos luchadoras contra los fantasmas protegidas por chalecos protónicos y se venga dulcemente cuando los espíritus invaden Manhattan y ella y su equipo tienen que salvar el mundo”.

Esta escena rodada en Wall Street supondrá un cierre épico para la película y se ha revelado que la productora tiene planificado cortar las calles más importantes del distrito financiero de Nueva York para la filmación.

Se comenta que este guion ha sufrido muchos cambios y que incluso ahora, muy cerca del comienzo del rodaje, todavía se siguen haciendo modificaciones. Lo último que supimos en cuanto a fechas es que se estrenaría el 22 de junio de 2016, para lo cual el rodaje daría comienzo el verano de 2015.
Sobre los cameos de actores de la versión de los ochenta, Boston Herald considera poco probable que puedan reaparecer, a pesar de que Sony está tratando de negociar con ellos. Dan Aykroyd comentó recientemente que está dispuesto a salir, pero no se mostró muy ilusionado, mientras que Bill Murray directamente se ha negado a volver a participar.

El que sí parece que podría regresar, si hacemos caso a una fotografía publicada por el director de la comedia en sus redes sociales, es el fantasma de moco verde conocido como Slime. Sobre la vuelta de Stay Puft Marshmallow Man no se ha comentado nada.