jueves, 27 de agosto de 2015

Girona se adentra en ‘Juego de tronos’


Girona se convertirá en las próximas semanas en parte de uno de los siete reinos de la exitosa serie Juego de tronos producida por la cadena estadounidense HBO y que en España emite Canal +. Del 3 al 16 de septiembre diferentes emplazamientos del barrio antiguo ( Barri Vell), como la plaza de los jurados, los Baños Árabes o la zona de la catedral, serán escenario de rodaje de escenas de la sexta temporada, que se estrenará en televisión en abril de 2016. Las restricciones de tráfico han empezado esta semana para iniciar la ambientación y eliminar el mobiliario moderno. Un total de 4.000 vecinos han recibido folletos informativos y 1.200 acreditación de que viven o trabajan en la zona. Aunque el rodaje causará algunas molestias, se ve como una campaña internacional de promoción de la ciudad. 

Carretas, toneles de madera, mesas, puestos de mercado y una barca son algunos de los elementos de esta serie de fantasía que han empezado a convertir los circuitos más turísticos de la ciudad en un inmenso plató. Desde el pasado lunes algunas calles como la de Ferran el Catòlic o la plaza de los Baños Árabes han empezado su transformación bajo el hermetismo de la productora. Paralelamente, los operarios municipales retiran de las zonas por donde pasará el equipo técnico de HBO farolas, bancos, papeleras, carteles... y cualquier resto de elemento moderno.

El Ayuntamiento de Girona espera que el impacto económico sea parecido a otras ciudades, como Sevilla y Dubrovnik, donde se rodó esta producción en otras temporadas. La repercusión económica que este rodaje tendrá en la ciudad no se calcula sólo a largo plazo, hay un claro impacto directo. Girona entrará en la ruta del turismo cinéfilo y seriéfilo por la puerta grande.

En estos momentos ya hay alojados unos 200 miembros del equipo técnico de la productora y se espera que en pleno rodaje sean casi medio millar. Además, HBO ha contratado catering , alojamiento y servicios locales, como el alquiler de vehículos para trasladar el atrezo necesario para la puesta en escena. Además de empezar a montar los decorados, parte de los técnicos, instalados en el Auditorio-Palacio de Congresos, hacen pruebas de vestuario con los cerca de 800 extras seleccionados en el casting que se hizo a finales de junio.

El rodaje de esta serie, desconocida hasta hace poco para muchos gerundenses, ha tenido muy buena acogida. Los más afectados serán cinco negocios del centro que deberán cerrar unos días, todavía por determinar, pero recibirán una compensación económica -que han preferido no desvelar- de la productora por no poder abrir en plena temporada turística. El resto de establecimientos del Barri vell ven esta grabación como una oportunidad. Consideran que los inconvenientes que les puedan generar se verán recompensados. Esperan que vengan "muchos curiosos" y que represente un importante beneficio para la localidad. "Dará fama a Girona", auguran.

No será la única localización española que aparecerá en los nuevos capítulos de la serie. A Sevilla y Osuna, que ya acogieron el rodaje de algunas escenas de la quinta temporada, se sumarán este año Peñíscola (Castellón), las Bardenas Reales en Navarra, el castillo de Santa Florentina de Canet de Mar, en Barcelona, diferentes puntos de Almería y el castillo de Zafra (Guadalajara).

Este verano, al hacerse público el rodaje, decenas de turistas ya se han hecho fotos en algunos de los lugares que se sabían elegidos para entrar en el universo de castillos y dragones de Juego de tronos .

HBO guarda con mucho secretismo el plan de rodaje, y todo apunta que durante las dos semanas de grabación, los escenarios elegidos estarán blindados a todo aquel ajeno a la serie. Son muchos los fieles a esta producción seguida por millones de telespectadores que esperan que sean ciertos los rumores y esta temporada resucite Jon Snow. Quién sabe si en Girona.