lunes, 1 de abril de 2013

J.J. Abrams habla de su "increíble pasión" por Star Wars



Semanas después de que se diera a conocer la elección de J.J. Abrams para llevar a cabo la nueva entrega de Star Wars, el director finalmente ha accedido a hablar abiertamente de este ansiado proyecto.

Siguiendo su estilo reservado en todas sus películas, Abrams revela por qué finalmente decidió aceptar el reto de sacar adelante la ambiciosa idea de una nueva entrega de Star Wars. Admirador confeso de la saga, el director de Super 8 ha desvelado algunos detalles sobre su nueva película.

Preguntado sobre cómo retrataría el universo de la Guerra de las Galaxias de George Lucas recién salido del mundo de Star Trek: En la oscuridad el director contestó esquivo a la revista Empire: "No lo sé porque acabamos de empezar". "Es una buena pregunta a la que espero poder responder cuando sepa la respuesta. Hay otras muchas otras preguntas a las que responder ahora mismo".

Aunque no se considera a sí mismo un seguidor de la saga Star Trek, el creador de Perdidos no dudó un instante en embarcarse en la aventura de dirigir una nueva entrega de la mítica saga de ciencia ficción. Algo muy diferente ocurrió con el Episodio VII de Star Wars al que el director se enfrenta como un niño con zapatos nuevos debido a su gran afición a todo lo que rodea a La Guerra de las Galaxias. No obstante, no quiere hacer distinciones entre ambas películas y declara les prestará igual dedicación.

"No se parecen tanto [...] Aunque yo nunca había sido fan de Star Trek, sentí que había una versión de esta película que podría entusiasmarme". Y continuaba, "Cómo llegaremos a eso, cuáles son las opciones, quién participará – son cosas que había que tener en cuenta, pero estaban basadas en una indescriptible pasión por lo que podría ser”, dijo el director.

"Es algo parecido a lo que me pasa con Star Wars. Creo que puedo identificar un deseo de qué me gustaría ver de nuevo y eso es realmente emocionante a la hora de comenzar un proyecto. Las películas y las palabras podrían no ser muy diferentes pero ese sentimiento de que hay algo sorprendente es lo que ambas comparten", confesaba.

Además, Abrams explica por qué finalmente cambió su decisión de dirigir el nuevo proyecto de Star Wars después de su inicial negativa. Fue una cuestión de organización y tiempo. "Mi acto reflejo fue reaccionar diciendo que estaba en medio de una gran producción como Star Trek y no podía ni considerar la idea. Pero entonces el tiempo pasó y adelanté mucho trabajando en la película y llegó un momento en el que ya tenía terminado gran parte de lo más complicado. Así que cuando me reuní con Kathy Kennedy de Lucasfilm empezamos a hablar de ello. Ahí es cuando empecé a meterme en la conversación. Comencé a comentárselo a Katie, mi esposa y le dije "Acabo de tener una interesante conversación con Kathy". Este fue el comienzo".

El comienzo de una carrera que sube como la espuma después de grandes éxitos tanto televisivos como cinematográficos que están haciendo de J.J. Abrams el nuevo ídolo de los amantes del cine de ciencia ficción.