viernes, 19 de diciembre de 2014

El peligroso dinosaurio de Jurassic World será un híbrido genético


El tráiler de la próxima entrega de la saga de Parque Jurásico hizo pensar a críticos y aficionados que Jurassic World podría parecerse demasiado a su predecesora y acabar siendo más un remake que una secuela. Sin embargo, hay una diferencia clave entre la cinta de Colin Trevorrow y la de Steven Spielberg, y esta reside en la naturaleza híbrida de los dinosaurios que se verán en este nuevo film.

La apariencia de estos dinosaurios genéticamente alterados no se pudo ver en el avance con claridad y se mantiene como uno de los secretos de la cinta. Por ello, aún no sabemos si se tratará de un cruce entre dos monstruos ya conocidos, una intensificación de uno de los más letales o si será todavía más inteligente. Pero las palabras del director nos adelantan algunas pistas: “Hay unos dinosaurios, y está el otro... y lo que ocurre es que no es uno de ello no es lo mismo que el resto”, recalcaba el cineasta.

“Hay mucha sangre e ideas nuevas y valientes en la película y estoy llevándola todo lo lejos que puedo. Sé que Steven no quiere que calque los film anteriores, así que vamos a por ello”, concluía el director, que ya se había declarado enamorado de los espectáculos fílmicos que supusieron las primeras películas y que él disfrutó en su infancia.

Chris Pratt da vida a un investigador que descubre que los científicos de la Isla Nublar excedieron sus intentos para atraer público al parque, llegando a crear unas criaturas muy peligrosas a base de hacer alteraciones genéticas a partir de los dinosaurios ya recreados en las anteriores. Bryce Dallas Howard interpreta a la manager del zoo prehistórico, que acompañará al investigador cuando ambos se ven atrapados en un peligro desencadenado por la huida de sus recintos de algunos saurios de naturaleza desconocida.

Otra diferencia significativa entre las dos entregas se verá en el inicio del filme, en donde el parque está abierto y lleno de visitantes, lo que puede aumentar considerablemente el riesgo y dar mayor dimensión a las escenas de acción. Todo lo que se ha ido adelantando hasta ahora de Jurassic World ha generado expectativas y ganas de regresar a las aventuras del parque temático, para lo que habrá que esperar hasta el 12 de junio de 2015.