domingo, 7 de febrero de 2016

'Truman' fue el novio en los Goya



No era la película con más candidaturas, pero fue la triunfadora de la noche de los Goya. ‘Truman’, con cinco galardones, incluido el de mejor película, superó a ‘La novia’, la cinta que partía con más nominaciones (12), y encumbró a su creador, Cesc Gay, que además, se alzó con dos ‘cabezones’, el de mejor director y el de mejor guión original.

También triunfó su pareja de intérpretes, Ricardo Darín, el mejor actor protagonista, y Javier Cámara, mejor actor de reparto, en una gala que volvió a ser larga (más de tres horas) y en algunos momentos, tediosa. Cuatro premios de carácter técnico obtuvo ‘Nadie quiere la noche’ y dos Goya se llevaron ‘Palmeras en la nieve’, ‘La novia’ y ‘El desconocido’.

Entre las actrices destacó la joven Natalia de Molina, que se consagra con su segundo Goya, esta vez como protagonista, por su papel de Rocío, la madre soltera que tiene que salir adelante en ‘Techo y comida’. La mejor actriz revelación fue Irene Escolar, por ‘Un otoño sin Berlín’, y el premio a la mejor actriz de reparto se lo llevó Luisa Gavasa, por ‘La novia’.
Daniel Guzmán, con ‘A cambio de nada’, ganó el Goya como mejor director novel, y por la misma película Miguel Herrán se llevó el premio al actor revelación. La emoción presidió la entrega del premio a Guzmán, que se lo dedicó a su abuela, de 93 años, una de las actrices de su película. Fernando León de Aranoa consiguió su sexto Goya con el guión adaptado de ‘Un día perfecto’.

Antes, los premios musicales los copó el joven compositor Lucas Vidal, que logró el premio a la Mejor canción original por ‘Palmeras en la nieve’, junto a Pablo Alborán, y a la Mejor música original por ‘Nadie quiere la noche’.
‘Palmeras en la nieve’ fue también reconocida en la categoría de dirección artística. Entre los premios técnicos, ‘Nadie quiere la noche’ se alzó con el de mejor maquillaje y peluquería, mejor dirección de producción y mejor diseño de vestuario; ‘El desconocido’, los de sonido y montaje; ‘Anacleto, agente secreto’, el de efectos especiales, y ‘La novia’, el de Mejor fotografía.

La mejor película europea fue la francesa ‘Mustang’; la Mejor película iberoamericana, ‘El clan’; la mejor película de Animación, ‘Atrapa la bandera’; el mejor corto documental, ‘Hijos de la Tierra’, la mejor película documental, ‘Sueños de sal’; el mejor corto de Animación, ‘Alike’, y el mejor corto de ficción, ‘El corredor’.

El Goya honorífico, concedido a Mariano Ozores, fue otro de los instantes emotivos de la noche. Emma y Adriana Ozores entregaron el galardón a su tío, que mostró su agradecimiento a toda una generación de actores españoles. «Este Goya pertenece al público, al respetable público», proclamó Mariano Ozores.

La gala, precedida por una alfombra roja en la que no faltó el glamour, comenzó con un número musical comandado por Dani Rovira. El humorista malagueño alternó monólogos graciosos con otros demasiado largos. El más divertido fue cuando el conductor de la gala propuso «los pactos de los Goya»a los candidatos a presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, Pablo Iglesias y Albert Rivera, y les ofreció una sala para que se reunieran con el otro candidato, «el plasma».

Y es que no faltaron las pullas, y especialmente aplaudida fue la dirigida al ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro: «Si no bajan el IVA del yate, no me importa, porque no tengo. Lo mismo le pasa a Montoro con la cultura». En cambio, Rovira agradeció a la alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, su apoyo al cine español. Y el presidente de la Academia, Antonio Resines, dio durante su discurso un dato brutal: cada minuto se descargan en España 1.900 películas de manera ilegal.